HPE Discover 2016: Llegó la hora de la transformación
 

HPE Discover: Llegó el momento de la transformación

 
Pokémon Go podría llevar a multas por HIPAA
 

Pokémon Go podría llevar a multas por HIPAA

 
Diez consejos para evitar el ransomware
 

Diez consejos para evitar el ransomware

 

La Industria del Blogging

DSCN0940

El pasado sábado 12 de septiembre se celebró la 7ma edición del Puerto Rico Blogger Con en la Universidad del Turabo y como parte del evento se dieron cita blogger’s de diferentes categorías. Algunas caras conocidas, amigos y blogger’s nuevos que como en años pasados anticipaban la hora y el día para venir a disfrutar de esta actividad. Yo llegué con muchas ganas de ver a mis amigos de la blogósfera y a participar de las actividades. No voy a reseñar la actividad porque me parece obvio que fue todo un éxito y que la gran mayoría de los presentes se lo gozaron. Tampoco voy a estar actividad con la mente en estar opinando si algo salió bien o mal. He sido parte del “staff” del blogger con y me parece injusto que alguien (sin saber) venga a criticar de una forma negativa una actividad que muy bien pudo haber sido una “paja mental” y quedarse ahí, en algo intangible. De lo que vengo a hablar hoy es de otra cosa.

A medida que pasa el tiempo, a la gente se le olvidan las cosas. Puerto Rico es el país de las omisiones. A muchos presentes en el Blogger Con 2015 se les olvidó algo muy importante. Algo que es ultra importante destacar. Me acuerdo en el segundo Blogger Con, en el cual me tocó hacer de “Maestro de Ceremonias” la ironía de que tu blog se convierta en tu fuente de ingresos principal, y digo ironía porque después del sábado no hay que tener un doctorado en astrofísica para saber que ya muchos lo están haciendo. Ya se puede vivir de tu blog; pero cuando yo hice esa pregunta en el segundo Blogger Con, la gente me miraba como si yo viniera del planeta Marte o algo así. ¿Vivir de mi blog? CUIDADO. Eso dijeron muchos, especialmente en los que la ineptitud abunda y el centro de atención de sus vidas en un salario incípido, en donde la incertidumbre auspicia el menosprecio de sus capacidades.

Ayer estaba ayudando a una amiga en un proyecto de escuela para su hija en donde se les pedía detallar cuáles eran los Recursos Capitales de la ciudad de Miami. Para los que no lo saben, los recursos capitales de un país son aquellas cosas que podemos hacer en masa para generar capital. Esto junto a un artículo que leí en Forbes Why knowledge is becoming the ultimate currency, se adjunta a la idea de que Puerto Rico ya tiene una industria del blogging. Todos los bloggers tienen la capacidad de convertirse en Recurso Capital. Se puede lograr. Es real y el que no lo crea que me pregunte a mi. Gracias a mi blog he podido viajar a muchas conferencias, ciudades y visitar países que en mi vida pensé visitar. Soy parte del grupo de Influenciadores de HP Enterprise y mi trabajo con ellos es fijo y me gano lo que nunca me he ganado en otros trabajos. HP ha podido capitalizar en “habilidades” que yo tenía pero estaban ocultas. No fue hasta que empecé a adquirir conocimientos en Social Media y blogging que verdaderamente me pude dar cuenta de todo el tiempo que había perdido. Ahora puedo viajar, cobrar y hasta me pagan taxi, comidas y algo extra para ir a jugar maquinitas.

Pero este artículo no se trata de mi o HP. El sábado pude ver con mis propios ojos a blogger’s contarme de sus triunfos y de cómo su blog es su empresa. Han capitalizado en sus capacidades de “engagement” y han logrado fórmulas únicas para generar contenido lo cuál fue el tema principal de la actividad. Mi preocupación es la siguiente, yo prefiero tener un blog, redactar uno que otro artículo al mes, no ser tan consistente como otros, pero me puedo dar el gusto de que estoy MEGA apartado del periodismo. Estimo mucho a mis amigos de la prensa, ellos tienen un trabajo que amerita el reconocimiento de todos. Pero blogging son “otros 20 pesos”. No me puedo callar y mucho menos voy a permitir que se sigan cometiendo los mismos errores por culpa del desconocimiento. El valor que tienen un artículo en un blog sí se puede medir. Sí tiene sentido, sí es importante, sí puede influenciar – y ahí es que esta la diferencia INFLUENCIAR. Cuando yo redacto un artículo, primero pienso en el impacto del tema sobre mi, no sobre los que me leen. Si al leerlo, te puedes identificar y puedo ayudarte de alguna manera, FELICIDADES.

Los blogger’s no pueden perder su dirección en el entorno de la verdadera escencia de un blogger: dejar publicado lo que creas pertinente. Sin esto no hay blog porque yo no estoy para dejarme llevar por lo que dicen o por lo que está en el “streamline” por defecto. A mi no me van a ver nunca escribiendo “refritos” ni preparando agendas para agradar a nadie y mucho menos cargarle maletas a las marcas o compañías que se interesen por mi blog, Ya yo hice esa transición hace varios años. Ahora me dedico a utilizar mis capacidades para entender en la manera en que un usuario puede ser influenciado y me paso las horas leyendo y aprendiendo de los comentarios que hace la gente en los artículos para reconfigurar la manera en que se puede influenciar positivamente.

Si dejas publicado lo que creas que sea pertinente, tu blog va a convertirse en una mejor manera de llevar el mensaje que quieras llevar. Está en que antes de que abras un blog debes hacerte la siguiente pregunta: ¿me voy a dejar llevar por lo que dice la gente o voy a contribuir en su día a día? Algunos se impactarán y a otros no les vas a importar, pero no debes abrir un blog pensando en que otras personas no van a tener tu misma línea de pensamiento. Hazlo personal. Convierte tu blog en tu bitácora, aunque no seas una máquina de redacción siempre trata de que de lo que escribas te esté impactando como blogger primero. No seas hueco. Produce conocimiento. Que se vea que te lo vives. Mientras más cercano vayas de esa línea más te lo vas a poder disfrutar.

La Industria del Blogging en Puerto Rico es constantemente vigilada por aquellos que de alguna manera han escuchado de ti. Algunos prefieren ver tu consistencia y la manera en que tu mensaje impacta para poder medir la manera en que influyes a los demás. Esto puede ser tentador, pero antes que se sepan cuáles son tus reglas. Si te hacen el “aproach” que a la soltá entiendan que sobre todo eres un blogger. Que tienes una manera de pensar objetiva, que no te vendes y que les vas a ofrecer tus servicios en la mejor manera siempre y cuando mantengas tu verdadera identidad como blogger.

De todas maneras, estoy muy contento de haber visto como el Blogger Con ha sido la base firme en que todo esto hoy sea una realidad y quiero que sepan que antes del Blogger Con no había 3 carajos. No te quejes si no hay un foro para aprender o para conseguir asesoramiento. Gracias a José Hernández y su grupo de VOLUNTARIOS, hoy es posible. Muchos de nosotros hemos dejado familia atrás, suplicar por días libres en el trabajo, vender hasta bizcochos en la luces para poder realizar nuestras metas. Hemos tenido que construir nuestros blogs con miles de sacrificios, no dejemos caer esta actividad, jamás.

Me voy porque Astrid me acaba de traer un Choripán de Moncho Pan y esto no lo hay en Maryland.3